Coaching Maternal y Familiar Salud en la Mujer

¡Baja la guardia! Claves para dejar de estar a la defensiva

roserdetienda-enfemenino-defensiva

Pretendías tener una conversación tranquila y respetuosa con tu pareja, o con un amigo o con tu jefe. En su lugar terminaste discutiendo de nuevo. ¿Te preguntas por qué sucede esto? Una explicación probable es que cuando hablas te estás poniendo a la defensiva sin ni siquiera darte cuenta. ¡Te contamos cómo resolver esta situación!

Por supuesto, todos estamos programados para protegernos a nosotros mismos, así que la mayoría de nosotros nos ponemos a la defensiva alguna vez. Pero si siempre que intentas dialogar te pones a la defensiva, esto puede ser profundamente perjudicial para tus relaciones.

¿Cómo definirías estar a la defensiva? Hay muchos expertos que han definido el término. Una de mis favoritas es la autora Sharon Ellison: Estar a la defensiva es reaccionar con “una mentalidad de guerra a un tema que no sea de guerra”. En otras palabras, ponerse a la defensiva es un modo impulsivo y reactivo de responder a una situación o una conversación. En lugar de escuchar con un corazón abierto, respondemos con nuestros escudos metafóricos y armas en la retaguardia de la lengua. Entonces, ¿cómo podemos aprender a silenciar los argumentos de nuestro incesable abogado interno?

(…) Sigue leyendo AQUÍ.

You Might Also Like

No Comments

Leave a Reply